MADRID librerías

Posted on 03/09/2010

2


En este recorrido por las librerías de Madrid trataré de incluir el máximo número de ellas, desde la anticuaria más exclusiva a la pequeña tienda de libros usados de barrio. Las librerías estarán agrupadas por zonas e irán acompañadas de direcciones y mapas que faciliten la búsqueda. No estarán incluidas las librerías on line.

Sol.- Las librerías de viejo que quedan por Sol (hasta Ópera) son un recuerdo de lo que fue zona rica en libros. La primera que nos encontramos es una de las más antiguas, la librería de Gabriel Molina en la travesía de Arenal, con sus escaparates antiguos y su letrero en cerámica “Librería de los bibliófilos españoles”. Dentro, estanterías barnizadas y encuadernaciones antiguas. Esta hermosa decoración de otros tiempos está dedicada hoy a libro nuevo, dentro del género militar y la historia reciente española (Guerra Civil, Falange, etc.), una forma segura de supervivencia. Esta librería acude a la feria del libro de Retiro, no a la del antiguo. Continuamos avanzando por Arenal y encontramos el kiosco de San Ginés, en el pasadizo del mismo nombre. Sus mesas y estanterías a la calle ponen una nota atractiva al paso de los turistas, pero su contenido es un vago recuerdo de lo que fue, notándose el cambio generacional en el negocio.

Camino de Ópera, hay dos librerías jóvenes. Una en la calle de Bordadores, 2 (antes estuvo en la calle Clavel), resume en sus estanterías el gusto coleccionista español del siglo pasado, mezclando temas cinegéticos con los de la guerra civil o la poesia de los cincuenta. La otra librería se llama Arenal, aunque está situada en en la calle de las Fuentes, muestra en su pequeño espacio la curiosa variedad del coleccionismo hispano, incluyendo todo tipo de ephimera y una vitrina con obras de Aguilar, algo que ya no es muy habitual en librerías de viejo. Los domingos tiene un puesto en el Mundo Nuevo del Rastro.

Subiendo a la calle Mayor, en el nº 66, nos encontramos con una antigua librería de temas jurídicos y económicos, la de Jiménez, que se puede consultar muy bien en internet. Y avanzando hacia la plaza de Oriente, la librería Berceo en la calle Juan de Herrera, 6, con un fondo de libro antiguo y agotado tradicional. Realiza catálogos en papel. Más adelante, en la calle Santiago, cerca de la plaza de Oriente, la librería de Fernando Contreras, con un fondo de libros antiguos y de segunda mano. Si volvemos nuestros pasos al otro lado de la calle Arenal, en la plaza de San Martín nos encontramos la librería anticuaria más famosa de Madrid, la de Luis Bardón, “Librería para bibliófilos”. Otra fachada y otros escaparates que recuerdan antiguos tiempos de bibliofilia. Es mejor consultar el catálogo on line, aquí también se ha producido el cambio generacional.

Aún hay otras dos librerías anticuarias en la zona. Una creada hace 40 años, La Escalinata, en la calle del mismo nombre, frente a la plaza de Ópera, que transformó un antiguo taller de bicicletas en un espacio de vigas y contrafuertes de madera al gusto de la arquitectura del barrio de los austrias. Ahora tiene su catálogo en internet y es asidua a las ferias de Recoletos, donde se especializa en libros escolares e infantiles. La otra, camino de Sto Domingo, en la calle Campomanes, es Libros Madrid, de creación más reciente, pero con un espacio intimista de librería anticuaria. Esta librería, alejada del mundo on line, envía catálogos de papel a clientes e instituciones. Como contraste, en la misma acera de Campomanes, una librería internacional de segunda mano, Petra´s Books. La librería, que ha ido pasando por varios jóvenes propietarios norteamericanos, cumple su función para el que busca libros (modernos) en idiomas extranjeros. Tiene un apartado en español.

Librería de Gabriel Molina, Travesía del Arenal, 1

San Ginés, Pasadizo de San Ginés, 2

Librería Arenal, c/Fuentes 15 (esquina Arenal 21)

Librería Jiménez, c/ Mayor, 66

Librería Berceo, c/ Juan de Herrera, 6

Librería Fernando Contreras, Santiago, 9

Libería Luis Bardón, plaza de San Martín, 3

Librería La Escalinata, Escalinata, 7

Libros Madrid, Campomanes, 5

Librería Petra´s Books, Campomanes, 13

.

Gran Via – Red de San Luis.- Desde Sol, por la calle Montera, en un pasadizo al que se entra por la izquierda había una librería joven llamada La Tarde, que ha pasado a Malasaña, nueva zona de librerías. Siguiendo hacia adelante y cruzando la Gran Via, al comienzo de la calle Hortaleza, está la librería Pérez Galdós, fundada en 1942 por los descendientes de Don Benito. Es un espacio de libros de segunda mano, un toque antiguo en esta calle de movimiento y circulación agresiva. Esta librería, junto con la librería El Galeón (cerca de Bilbao), mantiene en internet un amplio catálogo de libros de segunda mano y algo de antiguo. Su fondo es generalista, con unos precios respetables. Esperemos que gracias a las ventas on line no desaparezca este bonito lugar de la calle Hortaleza.

Libreria Pérez Galdós, Hortaleza, 5

.

Gran Via – Libreros.- Siguiendo la Gran Via hasta la calle San Bernardo, nos encontramos la que fue famosa calle de Libreros, donde los estudiantes vendían y compraban libros desde el siglo XIX. Era el corazón del libro usado en Madrid, debido a la Universidad de San Bernardo, con nombres que todavñia permanecen en la memoria, como el de la Felipa o Doña Pepita. Hoy quedan algunas librerías que languidecen vendiendo libros de texto, técnicos y universitarios, pero sin colas ni gente. De lo poco interesante para el buscador callejero, está La Casa de la Troya (Librería Requena), en Libreros nº 6 . Hace poco remodeló su local (innecesariamente) y sacó algunos libros polvorientos del almacén, que coloca en los laterales del mostrador. Lo demás, todo es nuevo. Si seguimos por la calle de la Estrella y desembocamos en San Bernardo, nos encontramos con el nuevo local de la famosa librería Fuentetaja, con 50 años vendiendo libro nuevo. Enfrente estaba la libreria de Maria Fuentetaja, primero dedicada al libro infantil y luego al de segunda mano, Tenía un espacio muy bonito, digno de la calle de san Bernardo, con un buen fondo de poesia, pero en su última etapa era un negocio demasiado cerrado y sin ningun movimiento de género. Su heredero terminaría cerrando. Paralela a San Bernardo, en la calle de la Cruz Verde estaba la librería El Filobiblión, con fondo de libro antiguo, que participa en la Feria de Recoletos y en Salones del Libro.

La Casa de la Troya, Libreros, 6

El Filobiblión, Cruz Verde, 14

.

Malasaña.- En el barrio de Malasaña han surgido una serie de librerías jóvenes, una nueva generación libreros de viejo. Avanzando entre paredes llenas de graffittis, iniciamos el recorrido en la calle La Palma, donde está la librería Arrebato, situada en el nº 21. Lleva abierta cinco años y tiene un fondo generalista, pero con atención a lectores jóvenes, con bibliografía que no encontramos en el librero de hace treinta años: lo mismo hay una primera de Valle Inclán que un agotado de R. Carver. Así como un aire de gestión cultural, con intentos editoriales y festivales literarios. En la misma calle, otra librería de segunda mano, de reciente apertura, que lleva el nombre del número del local, libreria La Palma 40. Libros usados, con catálogo en internet.

Muy cerca, en la misma plaza del Dos de Mayo está la librería Rincón de Lectura, que tiene como imagen representativa en su web a Unamuno leyendo. Es una librería joven, como la de la Palma, Estos colaboran con ecologistas (recuperación del bosque auctóctono). El espacio es amplio, con estanterias hasta el techo donde predominan los libros de lomos brillantes sobre unos pocos amarillentos. Más hacia arriba, cerca de Carranza, en Ruiz, está la librería La Tarde, que ya cité en su antiguo emplazamiento, cerca de Montera. Librería de segunda mano, generalista, con las mismas características que las demás librerías de Malasaña. Y al lado, en la calle Manuela Malasaña, núm. 23, han abierto otra, con libro usado.

Si nos alejamos un poco, atravesando San Bernardo, cerca de Conde Duque, está la librería Hallazgo en la calle Limón nº 30, que se especializa en libros antiguos de tema científico. Es una librería anticuaria en esta reino juvenil de la segunda mano.

Librería Arrebato, La Palma, 21

Librería La Palma, 40

Librería Rincón de Lectura, plaza del Dos de Mayo

Librería La Tarde, c/ Ruiz, 15

Librería Hallazgo, Limón, 30

.

Quevedo.- Después del centro, es Quevedo (hacia Bilbao y Alonso Martínez) por donde mejor se puede aprovechar el tiempo recorriendo librerías de segunda mano. Cerca de la plaza de Quevedo encontramos dos librerías Ábaco, propiedad de la familia Plaza, asentada en la compraventa del barrio desde hace cuarenta años. Lo que fue una chamarilería se ha ido convirtiendo en tienda de antigüedades y librerías de segunda mano. La más antigua está en la calle Fernández de los Ríos y la más reciente, en la calle Alvárez de Castro. Hay una tercera, cerca de Cuatro Caminos. Los tres hermanos Plaza tienen el mismo estilo de librería: todo tipo de libros usados, menos enciclopedias y libros de textos, con algún toque amarillento de antiguo. Todo con precios razonables. Han aprendido a ajustarse perfectamente a lo que les proporciona el barrio donde están y saben recoger los libros acumulados por el vecindario. Su problema es el espacio, la acumulación de libros mediocres en pequeños locales que impiden al cliente encontrar algo de interés. La ultima librería abierta, la de la calle Alvarez de Castro, es un espacio grande y cómodo donde han volcado su almacén. El buscador puede ver los libros sin sufrir de tortícolis.

Bajando por la calle de Sta. Engracia, está la antigua recogida de papel de Pueyo, convertida definitivamente en librería de viejo. Allí podemos sumergirnos en pilas de libros, usados, antiguos y restos de edición, todo lo que produce hoy el mercado de segunda mano. El librero se nutre del barrio de Chamberí y está en el negocio madrileño desde siempre. No vende en internet. Cerca de Bilbao, en la calle de Sagasta, está El Galeón, que ya cité asociada a la librería Pérez Galdós (c/ Hortaleza). Tiene un local curioso, en el que no se puede entrar por la cantidad de libros, que llegan hasta la puerta de la calle. Para el buscador con urgencia, en estas y otras librerías, lo mejor es consultar el catálogo en internet y, con suerte, recoger el libro en la librería. Cerca, antes de llegar a Fernández de la Hoz, en la calle Viriato, nº 66, está Fábula (Librería Jiménez Bravo). Es una librería anticuaria de reciente creación, con fondo de libro antiguo, que también posee taller de encuadernación. Dos manzanas más arriba, en la calle José Abascal, está la librería Bellver. Antes estuvo cerca de Ópera. Joven librería de viejo dedicada a los temas de historia, viajes y arte.

Llegamos a la plaza de Santa Bárbara en Alonso Martínez. Allí había un kiosco de piedra con un puesto de libros usados (Libromanía). Ahora el ayuntamiento ha modificado la plaza y lo ha convertido en una aerodinámica tienda acristalada por donde entra sol y luz, que no favorece mucho al libro ni su contemplación. El librero tiene algo más de espacio, pero el lugar ha perdido su encanto. Aquí lo que hay es libro usado y de segunda mano, con fondo de obra literaria y poética, pues el librero recoge en el barrio sobrantes de críticos y escritores.

Librería Ábaco, c/ Fernández de los Ríos, 4 y 6

Librería Ábaco, c/ General Álvarez de Castro, 3

Librería Pueyo, c/ Sta Engracia, 32

Librería El Galeón, Sagasta, 7

Librería Fábula, c/ Viriato, 66

Librería Bellver, c/ José Abascal, 24

Libromanía, plaza de Sta Bárbara

Librería El Galeón, cerca de la glorieta de Bilbao. Dedicada al libro nuevo hasta hace pocos años, ha ido transformándose en librería de segunda mano, con catálogo en internet.

.

Rastro.- Se pueden encontrar varias librerías en el Rastro los días de diario, que es cuando hay que visitarlas, no los domingos. En la plaza de Vara del Rey está la de Juanito Antiguedades, donde los objetos y cachivaches han retrocedido ante la invasión de los lotes libros, usados y de segunda mano. Los domingos, en la puerta delantera, que da a la plaza, sacan muchas cajas de libros a 1 euro, donde la gente rebusca. Es más bonito el espectáculo que el contenido de las cajas, pues está todo muy sobado. En la puerta trasera, la del anticuario, hay mesas con pretensiones de libros de más valor. Continuando por la calle de Mira el Río Baja en el cruce con Carnero, hay una libreria en esquina montada por un joven taxista, Antonio, hace ya treinta años. Muy atrayente a la vista, por sus repletas estanterías, el buscador termina comprobando que allí se renueva poco, por no decir nada. Ese mal de la librería de viejo, que tan bien combate Riudavets en la Cuesta Moyano y al que debe su éxito. Un poco más abajo, en la calle Carnero, está la librería de Romo, con un horario difícil para las visitas: es mejor la consulta en internet o en las ferias de Recoletos. Al final de la calle de Carlos Arniches, cerca del Mundo Nuevo, está la librería Vitorio, con un fondo de temas variados y fama de libros taurinos. En algunos anticuarios se pueden encontrar libros, pero no es habitual pues los lotes de libros que entran en las chamarilerías son adquiriddos por los libreros del Rastro si son de su interés.Si no, las tiendas los aguantan hasta el domingo para sacarles más dinero, haciendo montones en la puerta. Quizás sea la mejor oportunidad para el buscador, aunque no es lo habitual pues actualmente en el Rastro ahora no entra mucha mercancía.

Juanito Antiguedades, plaza del General Vara del Rey

Librería Antonio, Mira el Río Baja, 10

Libreria Romo, Carnero, 19

Librería Vitorio, Carlos Arniches, 30

.

Barrio de las Letras.- Si bajamos al Barrio de las Letras desde Sol, podemos hacerlo por la Carrera de San Jerónimo, sabiendo que en un piso de esta calle está la librería de Guillermo Blázquez, anticuario de gran prestigio. Blázquez es un librero que comenzó en la Cuesta Moyano, y ahora se dedica a libros valiosos, que a veces reedita en facsímiles. Es presidente del Gremio Madrileño de Comerciantes de Libros Usados y miembro de la International League of Antiquarian Booksellers. Para visitar su librería hay que solicitar cita. Más fácil lo tiene el buscador torciendo a la izda, por la calle de Los Madrazos, para entrar en la librería Dedalus, antes en la calle Marqués de Toca, especializada en temas hispanoaméricanos y humanidades. Y cruzando de nuevo la Carrera de San Jerónimo, encontramos la librería del Prado al comienzo de la calle del mismo nombre. Esta castiza librería del centro de Madrid está dedicada al libro antiguo, al coleccionismo del papel y al grabado. El librero es especialista en temas de cante flamenco. A la misma altura, hacia la calle de Atocha está la librería Gulliver, en la calle del León, buena librería, muy bien surtida en libros del siglo XX, especialmente literatura y arte. Tiene caseta en la Cuesta Moyano. En la calle del Príncipe, 17, está la librería La Celestina. En la calle Lope de Vega, con un fondo importante de dos generaciones, Miguel Miranda dirige la librería que fundara su padre en los años 40 y que lleva su nombre. Y por la paralela calle Huertas, bajando hacia el Paseo del Prado, llegamos a la libreria Renacimiento, librería generalista que selecciona sus compras en la vecina Cuesta Moyano. Tiene libros de interés y precios razonables.

Librería Guillermo Blázquez, Carrera de San Jerónimo, 44

Librería Dedalus, calle de los Madrazos, 26

Librería del Prado, c del Prado, 5

Librería Gulliver, calle del León, 32

Librería La Celestina, c Príncipe 17

Librería Miguel Miranda, san Pedro, 7

Librería Renacimiento, c Huertas, 49

.

Retiro.- Atravesamos el parque del Retiro, siguiendo la ruta de la Cuesta de Moyano y llegamos al barrio del mismo nombre, donde en los últimos años se han creado algunas librerías. El barrio de Retiro y Malasaña tienen un saldo positivo de aperturas, frente a la tónica de cierres en el resto de la ciudad. Iniciamos nuestra ruta por la calle Ibiza, donde encontramos la librería anticuaria Toledo en la esquina con la calle Narváez. Es una librería abierta hace pocos años, pero su librero es experimentado y en sus comienzos vendió en el Rastro. Tiene un buen fondo de libro antiguo, en especial sobre el tema de la guerra civil española. Se puede consultar en internet. Cerca de ésta, se ha trasladado una librería anticuaria, medio antigüedades, medio librería, en la calle Dr. Castelo, 11, con el rótulo de Libros Antiguos. Antes estaba en Gral. Aranda. Más arriba, en la calle Fernán González, está, con la misma antiguedad, la librería Desván del Libro. El anterior propietario acumuló una gran cantidad de libro usado, que su sucesor vende en este local de dos plantas y en una sucursal que tiene en la avda Menéndez y Pelayo, llamada Pasapágina. Se puede consultar su catálogo en internet. Más arriba, cerca del Palacio de los Deportes y al lado de la Fábrica de la Moneda, una librería joven, Mireya (antes en c/Ramón de la Cruz), con un fondo interesante de libros antiguos, muchos procedentes de la Cuesta Moyano. Si vamos hacia la derecha y cruzamos la avda del Dr. Esquerdo, encontramos la librería La Dulcinea en la calle Hermosilla, num. 132. Es un antiguo espacio renovado por un librero joven, dedicado al libro de segunda mano, ordenado por temas y con mesas de ofertas. No está en Internet. Queda otra librería, bajando casi toda la avda del Dr. Esquerdo y llegando a la calle Juan de Urbieta, con la calle Granada: la librería de Fernando Sanz, negocio de libros de antiguedad y experiencia, ahora dedicada a libro usado y restos de edición Actualmente hay mucho libro nuevo.

Hay que añadir dos librerías cercanas a este barrio, una en la misma calle Alcalá (con Principe de Vergara), la librería anticuaria de García Prieto, con sus dos atractivos escaparates de libros del XVIII Y XIX. Es una librería creada hace treinta años en los que su dueño ha reunido piezas valiosas de la bibliografía y del coleccionismo de papel. Muy próxima, con más antiguedad, la Libreria Anticuaria Sanz. Es un pequeño espacio, al inicio de la calle General Pardiñas, un comercio con cincuenta años de existencia, centrado siempre en el libro antiguo y valioso. Envía catálogos de papel y tiene catálogo on line. Frente al Retiro, pero ya en el barrio de Salamanca, está la librería de Margarita de Dios, en Conde de Aranda 9, con libros antiguos y grabados

Librería Toledo, Ibiza, 19

Librería Desván del Libro, Fernán González, 20

Librería Pasapágina, Menéndez Pelayo, 47

Librería Mireya, c/ Fuente del Berro, 41

Librería de c/ Hermosilla, 132

Librería Fernando Sanz, c/ Juan de Urbieta, 8

Librería García Prieto, Alcalá, 123

Librería Sanz, General Pardiñas, 3

Librería Margarita de Dios, Conde de Aranda, 9

.

Cuatro Caminos – Tetuán

Cerca de Cuatro Caminos, en una calle que sale de R. Fermández Villaverde, llamada Dulcinea, está la tercera librería Ábaco de los hermanos Plaza (las otras dos han sido citadas en la zona de Quevedo). Como la de sus hermanos, está dedicada al libro usado y de segunda mano, con algunos destellos amarillentos de libro antiguo. De las tres, es la que tiene el espacio más pequeño, con tal cantidad de libros que resulta molesto para el buscador. Esta acumulación improductiva ya la han corregido sus hermanos de Quevedo. Queda como recurso, darte un baño de libros, pero con pocas esperanzas de encontrar algo.

Después nos vamos al barrio de Tetuán, con rastro y retos que aparecen en otro apartado. Antes se podían buscar libros en chamarilerias y tiendas de la calle del Marqués de Viana, pero como el rastro se ha trasladado, todo esto ha ido cambiando. Una librería nueva ha abierto hace poco con mucho brío. Se llama Alcaná y su ambicioso empuje comercial se nota sobre otras librerías jóvenes (incluso se anuncia en el cultural de El Pais). El amante de los libros la encontrará en el corazón de Tetuán, en la calle Ana María, un espacio amplio lleno con todo tipo de libro usado y de segunda mano. Tiene precios competitivos, que se pueden ver en su extenso catálogo de Internet. Entre Tetuán y Cuatro Caminos, en la calle Jerónima Llorente, 42, todavía está una tienda llamada Hipercómic, que además de vender lo que su nombre indica, tiene algunos libros de segunda mano. Otras librerías han desaparecido.

Librería Ábaco, c/ Dulcinea, 1

Librería Alcaná, c/ Ana María, 30

Librería Hipercomic, c/ Jerónima Llorente, 42

.

Leer:

Maratón de librerías por Madrid (El Bibliómano). Esta entrada, escrita por Angel, ilustrador y diseñador gráfico, en su antiguo blog Whak! -Guaca!- (ahora tiene otro) describe un itinerario básico para un buscador de libros por Madrid. Incluye todo tipo de librerías, de viejo y de nuevo. Sigue siendo válido a pesar del tiempo transcurrido.

.

Libros y Bitios, blog de Jose A. Millán dedicado a los libros: bibliografía, noticias y enlaces sobre edición digital y tradicional, lectura, escritura, libros…

.

Las mejores librerías. (El Mundo). Un artículo de El Cultural sobre librerías. Opinan bibliófilos, escritores y libreros.

La calle de los Libreros de Madrid (El Bibliófilo Enmascarado). Sobre la calle de Libreros, al lado de la calle San Bernardo, y su decadencia. Historia de la calle y de las librerías. pero no todas han cerrado: La Casa de la Troya sigue abierta.

Librerías Ábaco (2 opiniones). Aquí se puede leer lo que opinan dos compradores, amantes de los buenos precios. Descripción de la librería de Fernández de los Ríos.

Maria Fuentetaja, editora libertaria. (El Pais). Una de últimas librerías cerradas en la calle San Bernardo. El artículo refleja muy bien el espíritu de esta calle y su relación con el libro, el nuevo y el viejo.

.

.

– Advertencia.- Algunas librerías citadas pueden haber cerrado o cambiado de ubicación en el momento de la lectura de esta entrada. Rogamos a quien conozca cualquier alteración, añada un comentario a este post. LANCE

.

.

.

Anuncios